Google App Engine Corporativo

Alexander A. Ramírez M.

Dentro de las opciones de cloud computing hay una opción que capta mi atención, ya que resume mucho de lo que hemos hablamos de REST y Netkernel como paradigma para las nuevas aplicaciones.

Cuando comenzamos a diseñar aplicaciones que tienen un componente importante de interacción vía Web, el paradigma de desarrollo de estas aplicaciones cambia, si consideramos como Google diseño el Google App Engine.

El Engine provee la plataforma (PaaS - Platform As A Service) donde se hospedan las aplicaciones. Google provee los contenedores desde los cuales corren las aplicaciones en la nube. El programador no se debe preocupar por: Hardware, Sistema de operación, JVM o Contenedor de aplicaciones, todo lo provee la plataforma. La ventaja principal es que Google se encarga de proveer los recursos necesarios para manejar cada requerimiento y crecer en recursos si es necesario, utilizando su propia infraestructura. Esta infraestructura es accesible vía API estandar.

La idea de hablar de estos atributos no es de gratis, mi pregunta de fondo es la siguiente: ¿Cómo cambiaría la dinámica de trabajo si las corporaciones, empresas, instituciones públicas o privadas contaran con este tipo de infraestructura para desarrollar sus productos y servicios, tanto internos como de cara al cliente?

No quiero decir que las empresas grandes deberían usar Google App Engine para desarrollar y hospedar sus aplicaciones, aunque algún uso se le puede dar. Quiero decir, ¿los proveedores de tecnología están preparados para ofrecer a sus clientes este tipo de infraestructura a sus clientes?, algo así como un sabor de la nube dentro de la empresa. Me refiero a Oracle, Microsoft o IBM.

Es evidente que los requerimientos de las empresas son diversos y no todos encajan naturalmente en la dinámica de las aplicaciones Web, ni interactuan naturalmente con las mismas. Basta con ver cómo funciona un Banco con AS/400 en el Core Bancario. Esta claro que ahora por lo menos, no están del todo preparadas. Sólo conozco de Microsoft y Windows Azure Platform, la cual por cierto no hay que desestimar, sobre todo si este tipo de plataformas se empaquetan y se robustecen para el sector empresarial.

La pregunta surge ya que las empresas están muy concentradas en resolver temas relacionados a la diversidad de tecnologías para las cuales se debe implementar infraestructura diferente. La variedad de aplicaciones genera una complejidad que resta agilidad. La falta de estandarización en todas las capas obliga a enfocarnos en la gestión de la tecnología y no en la satisfacción de nuevos requerimientos.

Sólo basta con estudiar Google o casos como Force.com para entender el impacto positivo. Hemos visto como Google ha construido con el paso del tiempo, componentes que ahora proveen servicios a las nuevas aplicaciones. Cada vez más estas empresas están concentradas en cómo agregar valor, ya que la infraestructura está estandarizada y está integrada por componentes de base, que se pueden reutilizar en cada aplicación nueva como: Manejo de usuarios y Login, Correo, Mensajería Instantanea, Documentos, por nombrar algunos representativos.

Ya existe una versión del Buscador de Google para empresas. ¿Será que Google se convertirá en un proveedor de tecnología para el sector empresarial?. Al menos a mi me hace sentido contar con un Google App Engine Corporativo.